Alerta por la presencia del escarabajo de las colmenas en la región

El insecto es una amenaza global para la apicultura y se ha detectado su presencia en Brasil. El Senasa puso en marcha un plan de acciones para prevenir su ingreso al país.

Apicultor trabajando con las colmenas
Foto de inta.gob.ar

El Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) informa que, en virtud del alerta sanitario nacional declarado por medio de la Resolución N° 302/2016 ante la ocurrencia de focos del pequeño escarabajo de las colmenas (PEC) en Brasil, se continúan ejecutando acciones para prevenir el ingreso de la plaga al país.

Escarabajo de las colmenas

El PEC se ha convertido en una amenaza global para la apicultura. Dado su alto poder de propagación desde su ingreso a los Estados Unidos y en menos de 20 años ha logrado avanzar hacia México, El Salvador, Nicaragua y recientemente Brasil.

Con el objetivo de implementar estrategias de prevención, cabe recordar que durante 2016 se conformó la Comisión Nacional del Pequeño Escarabajo de las Colmenas, compuesta por representantes del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), el Ministerio de Agroindustria de la Nación y el Programa Nacional de Sanidad Apícola del Senasa.

Una de las principales estrategias implementadas es la conformación de una red nacional de vigilancia activa, desarrollada en forma conjunta por las distintas instituciones vinculadas con el sector apícola. Esta red se basa en la identificación de apiarios de vigilancia en las zonas consideradas de mayor riesgo y la instalación de apiarios centinela en puntos estratégicos, en los cuales se realizan monitoreos periódicos mediante un procedimiento específico, con el objetivo de detectar precozmente la plaga ante un eventual ingreso en el territorio argentino.

Actualmente, se encuentran bajo vigilancia casi cincuenta puntos de monitoreo distribuidos principalmente en las provincias de Misiones, Entre Ríos, Chaco, Formosa, Salta, Jujuy y Buenos Aires, y se ha instalado un apiario centinela en el Mercado Central de Frutas y Hortalizas ubicado en Tapiales, con la colaboración de la Sociedad Argentina de Apicultores (SADA).

Además de la implementación de la red nacional de vigilancia activa las acciones desarrolladas en el marco de la mencionada resolución contemplaron la elaboración del procedimiento para la notificación y atención de sospechas, un plan de contingencia para aplicar si el escarabajo se detectara en la Argentina, una certificación complementaria para importar fruta desde Brasil y la ejecución de un cronograma de capacitaciones para referentes apícolas, agentes del Senasa, profesionales y técnicos provinciales y del INTA.

Para preservar el estatus sanitario de país libre de esta plaga se requiere la colaboración de todo el sector apícola. En caso de detectar individuos o signos clínicos compatibles con el escarabajo se debe notificar a la oficina del Senasa el hallazgo, la ubicación del colmenar sospechoso y, de ser posible, entregar una muestra de los individuos conservada en alcohol. Asimismo, se solicita no movilizar las colmenas ni aplicar ninguna estrategia de saneamiento hasta que se descarte la presencia de esta plaga.

Asimismo, el Senasa junto a las instituciones de esta Comisión vienen desarrollando una fuerte campaña de comunicación a productores a través de medios de comunicación gráficos, radiales y televisivos y han organizado y participado de distintos eventos apícolas.

Para conocer más sobre las características del PEC puede consultar aquí.

Fuente: Info Campo