David Lacroze: “Los europeos son ricos, gordos y fiacas, y están pensando en otras cosas, no en la comida”

David Lacroze, coordinador de la Mesa de Ganados y Carnes, sabe que lo que dice no es “políticamente correcto”, pero lo dice igual porque él cree en eso. Frente al debate sobre el cambio climático y las responsabilidades del sector agropecuario, el empresario se planta del lado de los productores del Mercosur, que muchas veces son acusados por su pares europeos por haber llevado a cabo una acelerada deforestación para crecer en producción, tanto agrícola como ganadera.

“Pasa que los europeos son ricos, gordos y fiacas, y están pensando en otras cosas, no en la comida. Debaten sobre la cultura, los viajes y el ocio. Pero nuestros consumidores potenciales están en el sudeste asiático”, afirmó Lacroze en diálogo con Bichos de Campo.

El ganadero amigo de Mauricio Macri fue uno de los disertantes de una reciente jornada sobre cambio climático, organizada por la Secretaría de Agroindustria, la de Ambiente, el IICA (Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura) y el grupo GPS (de países productores del sur). Allí fue muy enfático en defender la necesidad de seguir produciendo cada vez más que tiene la región del Mercosur.

“Se viene una importante demanda de carne, ahora acrecentada por la peste porcina africana, y quien puede abastecer esa necesidad es nada menos que Brasil, Paraguay, Uruguay y la Argentina”, razonó Lacroze.

Mirá la entrevista completa con el coordinador de la Mesa de las Carnes:

Según el empresario, para que en esta región se pueda avanzar con la ganadería es necesario seguir deforestando, un tema que abre grandes debates con las entidades ambientalistas. Es habitual escuchar como en Europa se repiten las críticas contra los productores sudamericanos no solo por la tala de grandes superficies boscosas sino también por la implicancia que tienen las flatulencias de los rumiantes en el aumento de los gases de efecto invernadero, ya que son fuentes de emisión de metano.

En ese sentido, Lacroze defendió sin medias tintas el sistema de deforestación aplicado en el norte de la Argentina. “Como se deforestó en el NOA es espectacular, dejando 30 a 40 % de cortinas con monte nativo. Eso absorbe todo el dióxido de carbono que emiten los animales”, explicó.

Luego recordó que “en los noventa los gobiernos europeos subsidiaban por quintal o litro de leche producido, inundando de trigo y lácteos al mercado, lo que nos complicó mucho. ¿Ahora que subsidian por superficie, se fijan en el ambiente y nos vienen a decir a nosotros que hagamos lo mismo?”, provocó.

“Yo estuve en la Eco de Río de 1992 -Cumbre de la Tierra de Río de Janeiro-, en donde el gobernador del Mato Grosso se levantó y le dijo a los del norte: ‘A menos que ustedes me paguen por los bosques, yo les seguiré dando motosierras para que mis hombres hagan plata con la madera’”, recordó David Lacroze.

En ese sentido, explicó que “somos países pobres, no como los europeos. Necesitamos producir porque dependemos de esto y es el camino para acabar con la grieta social”, subrayó.

Fuente: bichosdecampo

Se el primero en comentar

Deja una respuesta