JBS incorporará un suplemento dietario para reducir emisiones de metano

EN VIVO:De Frente al Campo

En el marco de la COP26 de Glasgow, firmó un acuerdo con la empresa global Royal DSM para la utilización de un aditivo en el ganado confinado. El producto llevó 10 años de desarrollo y tiene un potencial de reducción de hasta un 90%. Comenzarán en Brasil, primer mercado en otorgar su aprobación.

JBS anunció que firmó un acuerdo con Royal DSM, una empresa global en las áreas de salud, nutrición y biociencia, para implementar un proyecto que tiene como fin la reducción de la emisión de metano entérico de ganado bovino a escala mundial.

Para lograr este objetivo, JBS utilizará Bovaer®, un suplemento nutricional desarrollado por DSM para mejorar significativamente la huella de gases de efecto invernadero (GEI) en la producción de carne bovina. El acuerdo se firmó en la COP26, en Glasgow, Escocia.

Según DSM, el desarrollo de Bovaer® se llevó a cabo durante diez años, a través de 45 pruebas en granjas, en 13 países, lo que resultó en más de 48 estudios publicados en revistas científicas. A principios de septiembre de 2021, Brasil fue el primer mercado en otorgar su aprobación regulatoria completa.

El producto se agrega a la alimentación animal, con el potencial de reducir las emisiones de metano entérico hasta en un 90%, como se demostró recientemente en un estudio australiano de confinamiento de ganado. Un cuarto de cucharadita de aditivo por día, por animal, inhibe la enzima que activa la producción de gas metano en el estómago del rumiante.

Según DSM, el efecto es inmediato y, si se suspende el uso, la emisión de gases se reanuda por completo. DSM y JBS desarrollarán conjuntamente el plan de implementación de Bovaer® en la cadena de producción.

“La estrategia comercial de JBS es la sostenibilidad. Estamos desarrollando un importante plan de acción para reducir toda la huella de carbono de la empresa, y esta asociación con DSM contribuirá no solo a nuestros planes, sino a toda la industria”, dijo el CEO de JBS Global, Gilberto Tomazoni, en una nota.

Para lograr este objetivo a escala global, JBS y DSM desarrollaron, construyeron y probaron el suplemento en todas las operaciones de JBS. Inicialmente, el suplemento nutricional se proporcionará al ganado confinado. Después de seis meses, las pruebas se ampliarán a un segundo mercado, que podría ser Australia o Estados Unidos, dos de las operaciones más grandes de JBS en el mundo.

El plan incluye el desarrollo de metodologías para crear herramientas de evaluación a lo largo de todo el ciclo de la cadena de JBS, con la participación técnica de instituciones académicas y de investigación.

Fuente: www.valorcarne.com.ar